Mar. Ago 16, 2022
7:21 pm

Poemas para la Cancer Season

Columna por: Celeste Espinosa

“Este signo zodiacal tiene como una de sus características principales el ser profundamente hogareños y sensibles, eso, al parecer, genera que sean material ideal para dedicarse a la literatura.”


Ha llegado esa época del año en que las emociones se desbordan, las ganas de hacernos bolita en una casita llena de plantas y deshacernos de amor aplastan hasta a la persona más cínica, aunque para algunos también parece un gran momento para conectar con ese lado espiritual que a veces descuidamos un poco, para otros puede resultar una etapa de mucha emotividad y sensibilidad…por supuesto estoy hablando de la época de cáncer. 

Este signo zodiacal tiene como una de sus características principales el ser profundamente hogareños y sensibles, eso, al parecer, genera que sean material ideal para dedicarse a la literatura, es por ello que a continuación dejo una colección de poemas ideales para experimentar todas la emociones que esta Cancer Season nos traiga:

Las personas nacidas bajo este signo tienden a ser personas muy volubles en cuanto a sus emociones, cosa que se debe a que están muy influenciados por la luna y a su naturaleza cambiante, pero si algo tienen los cáncer es que tienen una gran habilidad para crear un hogar, son personas que buscan la comodidad y la prefieren sobre otras cosas, así que si sientes que ese es tu mood habitual, la escritora Lara López, originaria de Cádiz, tiene poemas ideales para ti:

Domo

Átomos. Un cosmos. La eternidad del roce.
Decía verano y yo entendía verano.
Como cualquier pareja en cualquier siglo,
tejido conjuntivo.  Decía poema
y yo leía poema. El mar en la ventana, el ligero
ronquido tras el sexo, la arena y el cuidado.
Huracanes enredándose en los versos
de un mundo que era prisión del alma.
Me quiso. No recuerdo su nombre. Dijo miedo
y construí un hogar. Vimos las estaciones
arrugarse, encanecer al minotauro.
Pulimos las esferas. Diseñamos un idioma.
Nos quisimos. Con pavor,  como se quieren
siempre los amantes. Agitaron la bola.
Cayó la nieve. Y lloramos el resto
de la noche a la que no supimos regresar.

Por otra parte, si tu estado de ánimo tiende a la melancolía y te identificas con las descripciones de los cáncer como personas muy sensibles y en contacto con sus emociones, incluso con una tendencia a vivir en las emociones fuertes todo el tiempo, la poeta y traductora maya tsotsil Susi Bentzulul de San Juan Chamula, Chiapas tiene los textos ideales para explorar esa parte de ti:

Encierro

Camino a mi encierro
despojada de mi libertad.
El miedo arrastra mis esperanzas:
quisiera comprender por qué me encuentro aquí.
No entiendo este lenguaje tan distinto al mío.
¿Cómo renunciar a mi propia vida para
entregarme a estas paredes agrietadas,
a esta cama sucia, fétida
y una puerta de barrotes oxidados?

Mi cuerpo no soporta mis venas infestadas de tristeza
¿Dónde enterrar esta soledad, esta amargura,
si estoy suspendida en el quebranto,
suplicando que las paredes de esta celda
resistan mi dolor?

Hay un olor a pronta muerte, un olor a funeral
que invade toda mi celda.

Bajel ta chukel

Ta sbelel ti buy la xchukikune
la spojbikun jkolemal.
Ta sjoch batel spatobil ko’nton li xi’ele:
ta jk’an ta jna’ k’ucha’al li’ oyune.
Mu xka’i ti k’usi chalike.
¿K’u yelan ta jkomtsan li jkuxlejal yu’un
ta sbajikun ta chukel,
ta jun chopol vayebal
xchi’uk ta jun kuxinem ti’ na?

Li jbek’tale mu xkuch yu’un li at o’ntonale
ta xanav ta sjunul jbe jch’ich’eltak
¿Bu xu’ ta jmuk li vokolile, li chopolile?,
yu’un pajesbilun ta vokolil,
ta jk’an skoltaikun li yibel xchi’uk xokon nae.

Po’ot xa xnopaj talel li lajele, li yik’ cha’biel
ta sjunul chukel.

Otro de los aspectos característicos de los Cáncer es que pueden ser personas muy protectoras con lo que aman, hacen de sus espacios y de ellos mismos un refugio para cuidar y cuidarse, ese mismo refugio puede llegar a hacer que parezcan un poco hostiles, sin embargo, esa es su manera de mantener bajo control su enorme sensibilidad y empatía, en este tono la poeta Viviana González, de Bolivia, logra encontrar el equilibrio entre ambos estados: 

UNA PANZA REDONDA COMO EL MUNDO

¿Y conseguiste lo que querías en esta vida?

Raymond Carver

Establecida mi relación con el pájaro de la noche
anuncio el hallazgo del ojo que mira.
Juntos erigimos el mundo como una montaña para orar
con las voces del viento.
El traspatio no se alumbra con la sombra del ave.

Sobre el candil
relampaguean las horas con ninfas y tulipanes.
Amor, pon tu mano en mis senos
y alimentemos la yerba de mi sexo

abierta de pies y manos o
atada a tu miembro erecto
escondo el bulto/hogar con ventanas y portones.
Has de saber lo que se llama felicidad:

¡Navega en mis aguas,
sumérgete como en una feria de pueblo,
dale al océano tu rastro,
luego pasaré
a tu habitación juvenil
para abrir cajones de plumas y cristales
donde guardas imágenes inundadas de espuma
rostros endemoniados que danzan junto a ti.
Recuerda que como hoy no me volverás a ver jamás.
Voy a lamer esta noche tu tintero,
encender la lámpara antes del trabajo.
Desvélate para narrar la historia.
He aquí tu creación:

un hijo.

Anuncio un nacimiento
y con él vislumbro
el miedo del agreste lobo adentrándose
en la espesura de un bosque en Ávila.
La hembra me mira exhausta.
Delato y condeno al demonio
devorador de ovejas en Tlalayote.

Con este nacimiento reafirmo la rotación de la tierra
y al sol como estrella resplandeciente.

Confirmo tu paso por el mundo:
sentí a un hombre entrar como un náufrago
por entre mis piernas
y lo vi salir hacia mis brazos.

Por su parte, cuando los cáncer se enamoran son sumamente comprometidxs, sin embargo, esa misma sensibilidad que les caracteriza puede llevarles a ser tomados como personas intensas y para esa sensación de desborde no hay mejor que leer a Gerardo Arana, escritor de Querétaro, construyendo un mundo en torno al amor:

Ojalá el gobierno me diera una beca

Mi accidente 

Mi Rolls Royce estrellado
En la copa de un árbol

Pienso en ti
Y mi pecho se abre
Se abren dos bolsas de aire
La copa estalla
La copa astilla 
Dos bolsas de bosque
Muchas hojas
Muchas novelas
Novelas beca
No velas
Para vivir con quien uno ama
Vivir sin velas
Un año viviendo del estado
El estado perfecto
Haciendo nada
Ahora que lo pienso
Ahora que lo digo
Ojalá el gobierno
Me diera una beca
Y me prestara
Un bosque 
Para escribir contigo
Para escribir poemas
Para escribir novelas
Donde podamos
Llamarnos Itzel
Cada que escribimos

Internacionalista
Y escritor solicitan bosque y dinero
Para hacer el amor
Un bosque para ti y para mí
Volver a comenzar la creación

Tu cuidas de mí y
Yo de que tú no pierdas el bosque

Cada que me pierdas
Voy a encontrarte amor mío

Te diría antes de salir de caza
Mientras tú escribes
El tratado de filosofía
Que preparará al mundo
Para mi primera novela

Y tú me dirás: te espero mi amor
Y yo te diré: no tardo mi amor

Y me iré de caza
Pensando en Itzel
Siendo Itzel

Itzel
Perdida en el bosque
Esperar a que te pierdas
Esperar a que pierdas

Y ya perdidos
Aprender un idioma
Que nos permita salir
De cualquier problema

Cómo me gustaría escribir un diccionario contigo
Cómo me gustaría fundar un museo contigo
Cómo me gustaría engañar a un país contigo
Cómo me gustaría besarme contigo
Cómo me gustaría escribir un libro de historia contigo
Cómo me gustaría desvelarme contigo
Puta madre, cómo me gustaría desvelarme otra vez contigo.
Desvelarme contigo y hacerte diez preguntas.
¿Dónde nos desvelaríamos? 
En una cama que tenga la importancia 
Suficiente para ser considerada un país
Con su himno nacional y su historia y sus héroes y sus asesinos
Con sus bosques y sus costumbres 
Una cama importante. Nuestro país
Imagínate Itzel:

Tú y Itzel tienen un país
Tú te dedicas a las relaciones internacionales
Yo me dedico a enseñar el idioma
¿Qué más se necesita?
¿Policías?
No será necesario que haya policías
A menos que un día se te ocurra asesinarme
Si intentas asesinarme
Llegarían cientos de miles de policías 
Y yo les diría:
No se la lleven
Llévenme a mí (te guiñaría un ojo)
Y te darías cuenta de que yo era
A quien amabas
A quien siempre buscaste
Y yo terminaría en la cárcel
Y en la cárcel no haría otra cosa sino escribirte
Escribirte 100 cuartillas diarias
Después de un año tendría 1200 páginas
Después de 10 años 120000 cuartillas
Después de 100 años 1200000000000 cuartillas
Después de 1000 años 1200000000000000 cuartillas 
Gastaría tanto papel que me acabaría
El bosque que nos regalaron los Estados Unidos
Me volvería un enemigo internacional
Habría manifestaciones 
Y yo les diría a los periodistas 
Necesito ver a Itzel
Y ellos me dirían
La Itzel que usted está buscando
Murió hace 1000 años 
Y yo les diría: chúpenme el pito
Y me metería una escopeta en la boca
Me mataría e iría a buscar tu espíritu
A las terribles praderas de Urano
Donde tú en tu pijama rojo
(nos estamos desvelando)
Preparas limonada y libros de filosofía
Me darías un libro de filosofía
y un vaso de limonada. 
Me das un beso en la frente (estás helada) 
Yo me quedo leyendo el libro de filosofía
No es un libro de filosofía
Es una disculpa por haber intentado asesinarme
Por haber muerto y por haberme roto el corazón
En ese hotel de Veracruz

Nuestros espíritus se encuentran
Dentro de 1000 años en Urano 
Y me dices: vamos a desvelarnos 
Y respondo: vamos a hacer el amor
Y tú dices: no, no vamos a hacer el amor
Vamos a hacernos preguntas.

Y Itzel dice:
Y yo te digo:

Bien, vamos hacernos preguntas

Itzel: ¿Cuántos lobos necesita un parque?
Itzel: ¿Una ventana es suficiente para construir una casa?
Itzel: ¿Cuántos escritores se necesitan para escribir la historia del mundo? 
Itzel: ¿Cuántos ladrones son necesarios para inaugurar una cueva? 

Diez minutos
No voy a corregir nada

Demencia

Viva la nueva demencia
Viva el animismo radical
Anarcosentimentalismo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.